EN LA INVESTIGACION:

DESARROLLO ECONOMICO

Plan de desarrollo de la República de Armenia impulsado por las industrias de información y telecomunicaciones

Carlos Scheel
• INICIO • CONTENIDOSIGUENTEANTERIOR

La transición de las economías basadas en la manufactura industrial a las economías fuertemente impulsadas por el conocimiento está ofreciendo a la República de Armenia nuevas oportunidades de desarrollo de la calidad de vida de sus pobladores.

Armenia, país profundamente enraizado a sus recursos intelectuales, durante el régimen soviético fue impulsor de la computación, de las ciencias nucleares y matemáticas y de varias innovaciones importantes para la industria militar. Ha sido un país con una herencia científica y cultural muy antigua y robusta. Es un país que aunque pequeño en población tiene una de las diásporas más fuertes e interesadas en hacerlo emerger social y económicamente en forma efectiva.

Ahora, después de diez años de independencia, tienen amplias posibilidades de crecimiento que residen en la habilidad del país de potenciar su actual capital humano y retener sus recursos intelectuales evitando su exportación o migración a otros estados económicamente más atractivos. El Banco Mundial y el USAID (United States Agency for International Development) han iniciado un plan de desarrollo basado en dos de las industrias con más potencial de generación de riqueza (educativa, económica, cultural, social y política) en la actualidad. Para esto, se creó el Plan Maestro de las Industrias de las Tecnologías de Información y Telecomunicaciones, tendiente a impulsar en forma integral la economía del país, mediante tácticas que en su conjunto constituyen una gran estrategia maestra y la generación de una política industrial, alineadas todas al crecimiento sostenible del país.

Las ideas básicas detrás del Plan fueron:

• La prioridad del Plan debe ser mejorar la calidad de vida, mediante la creación de riqueza, que se permeará a todas las actividades sociales de la población en el país.
• Se basará en las competencias que residen en Armenia, canalizadas y potenciadas para mejorar las condiciones de los factores y lograr un crecimiento ascendente y sostenible de la economía del país.
• El Plan debe provocar una colaboración intersectorial para poder identificar las oportunidades y competir como entidad integral ante jugadores de clase mundial.

Se preparó una propuesta del Plan con las siguientes actividades genéricas que se establecieron como prioritarias:
• Apalancar una estrategia de nicho y especialidad, no simplemente de costos bajos.
• Desarrollar un plan de abajo hacia arriba impulsado por la empresa privada y el mercado global más que por decisiones y políticas gubernamentales.
• Fortalecer la infraestructura existente y crear nuevas plataformas que permitan desarrollar un ambiente innovativo, creativo y atractivo; orientado a potenciar a los profesionales maduros y retener de su migración a los jóvenes que se integran a la producción.
• Crear mecanismos de vinculación de las fuerzas activas del desarrollo: la industria privada (que hay que rediseñar), la academia (que hay que renovar) y la administración pública (que hay que reestructurar).
• Crear un modelo sistémico y flexible que motive a la generación de una industria dinámica que eleve la calidad de vida del ciudadano y la sostenga crecientemente por muchas décadas.

El equipo de trabajo

Se integró un equipo de expertos en desarrollo regional del Banco Mundial; en fondeo de new ventures de USAID; y de la organización, Innovation, Creativity and Capital Institute (IC2) de la Universidad de Texas, en Austin, expertos en construcción de incubadoras de base tecnológica y tecnópolis, en la formación de clusters industriales y en la creación de industrias de información y telecomunicaciones.

Este equipo, a través de múltiples visitas y reuniones en diferentes países, creó un plan de ejecución de la Estrategia Maestra propuesta inicialmente por diferentes fuentes locales, de organismos internacionales y de la diáspora que actualmente vive en los Estados Unidos.

A continuación se incluyen algunos de los lineamientos más importantes que se definieron para este proyecto nacional de desarrollo.

Metas de la Estrategia Maestra de las industrias de información y telecomunicaciones: Se establecieron cuatro metas genéricas:

1. Crear una industria de información y telecomunicaciones que sea flexible, vibrante y sostenible. Que promueva el crecimiento a todos los demás sectores de la economía de Armenia.
2. Posicionar a Armenia como parte de la dinámica económica mundial, apoyada fuertemente por el conocimiento y las prácticas científicas y tecnológicas.
3. Promover el emprendimiento (entrepreneurship) como uno de los motores primarios para el crecimiento.
4. Crear y sostener un ambiente que promueva la innovación y la creación de riqueza (para mejorar la salud, la educación, la alimentación y las fuentes de energía).

Para alcanzarlas se concentró la Estrategia Maestra en cinco factores claves de éxito basados en las industrias de información y telecomunicaciones:

Factor clave No. 1: Competitividad de clase mundial

Para este caso de Armenia como país del ex-bloque soviético, hubieron que establecerse ciertas condiciones de los factores para lograr o mantener niveles de competitividad. Para esto se propusieron crear, impulsar y sostener los cuatro grandes impulsores de la competitividad de clase mundial: linkage (redes de conectividad), leverage (apalancamiento), learning (aprendizaje) y leadership (liderazgo), que se consideraron claves para implantar una estrategia robusta y efectiva, en la que todos los participantes fueran ganadores. Algunas de las condiciones fueron:

a. Concentrarse en una estrategia de nicho y especialización dentro del subsector de desarrollo de software.
b. Desarrollar el capital humano en habilidades tecnológicas del sector.
c. Desarrollar el capital humano en habilidades emprendedoras de base tecnológica.
d. Desarrollar las habilidades administrativas de apoyo.
e. Desarrollar el capital de negocios a través de incubadoras de base tecnológica.
f. Estimular la innovación tecnológica y la creación de nuevos productos, procesos y servicios promoviendo la investigación, el desarrollo tecnológico y la comercialización de los productos resultado de innovaciones tecnológicas. g. Reestructurar la infraestructura de telecomunicaciones en todo el país. Introducir banda ancha para facilitar (accesibilidad y costos bajos) el uso de Internet en la industria, la educación y la administración pública.

Factor clave No. 2: Acceso a capital

El crecimiento del país ha estado limitado fuertemente por el pobre acceso a fuentes externas de capital y la inexistencia de inversionistas nacionales (“ángeles”, que son individuos que invierten en compañías existentes, en start-ups o en fondos de capital de alto riesgo para nuevas empresas). Algunas inversiones han sido hechas por fundaciones y ONGs (organizaciones no gubernamentales) para establecer confianza, pero un plan internacional bien articulado debe desarrollarse para atraer financiamientos y lograr cerrar ciclos de crecimiento económico. Para esto se han propuesto las siguientes condiciones, que deben lograrse en el corto plazo:

a. Desarrollar fondos externos de capital de alto riesgo y localizar a “ángeles” inversionistas.
b. Desarrollar una red de inversionistas emprendedores externos al país que atraigan fondos.
c. Vincular el plan de inversión y localización de capitales a través de incubadoras de empresas de base tecnológica.
d. Bajar las barreras a la inversión. Proteger el capital intelectual. Generar instituciones de financiamiento accesible a los emprendedores.
e. Desarrollar una reforma financiera para permitir nuevas fórmulas de manejo de capital de alto riesgo y riesgo compartido.
f. Desarrollar fondos nacionales de capital de alto riesgo y promover “ángeles” locales entre emprendedores con buena trayectoria de desarrollo. Establecer un clima de confianza, eficiencia y efectividad en las instituciones financieras y legales relacionadas.

Factor clave No. 3: Acceso a los mercados internacionales

El mercado armenio actual se encuentra en su infancia. No está suficientemente maduro para crear un impacto profundo en el crecimiento de la industria nacional de información y telecomunicaciones. Para lograr un apropiado posicionamiento es necesario crear las siguientes condiciones que mejoran el acceso a los mercados internacionales, en el plazo inmediato:

a. Posicionar a la industria armenia de desarrollo de software en mercados internacionales. Hay que vender la industria de las PyMEs (pequeñas y medianas empresas) a través de incubadoras, bien establecidas, que den un efectivo apoyo a los start-ups.
b. Crear un programa de promoción internacional de Armenia en el exterior.
c. Bajar las barreras y subir la efectividad a la entrega de servicios.
d. Impulsar el mercado interno de desarrollo de software industrial y sus aplicaciones a la administración pública.

Factor clave No. 4: Mantener el crecimiento y aprovechar el momento

Para acelerar el crecimiento de la industria de información y telecomunicaciones de Armenia se requiere un esfuerzo colaborativo entre los pequeños y grandes negocios, gobiernos, asociaciones no gubernamentales y fondos de capital de riesgo. Además, se necesita alcanzar y mantener las condiciones de los siguientes factores:

a. Crear una red global de emprendedores, inversionistas, organizaciones profesionales y académicos locales, internacionales y pertenecientes a la diáspora armenia en el exterior.
b. Crear un sistema de información que provea las mejores prácticas de la industria.
c. Crear un sistema de innovación integral, que incluya centros de desarrollo tecnológico, incubadoras, clusters industriales, etcétera.
d. Migrar a actividades que crean alto valor agregado y diferencial.
e. Desarrollar modelos de crecimiento orientados al mercado apoyados por la industria y el gobierno.

Conclusión

Después de esta breve descripción del Plan Maestro de las Industrias de Tecnologías de Información y Telecomunicaciones, se añade que se han diseñado y adoptado experiencias de otros lugares del mundo que en conjunto con las capacidades locales están creando las condiciones económicas, sociales, ambientales y políticas adecuadas, para que las instituciones—empresas, administración publica, universidades, instituciones financieras, incubadoras— logren formar un gran sistema de redes que les permitan desarrollar su actividad en forma efectiva localmente y de gran impacto a niveles mundiales. Es crear los ambientes que permitan fortalecerse e impulsar a las cuatro “l”s del desarrollo industrial: linkage, learning, leverage, y leadership.

Este Plan combina los factores claves de éxito de la industria: la competitividad, los accesos a capital, los accesos a mercados y los impulsores de crecimiento, en un principio básico que es la mejora de la calidad de vida de los integrantes de la industria y de sus complementarias, por medio de un ambiente que permita a los profesionales maduros continuar innovando; a los jóvenes talentos, evitar que emigren a otros países más atractivos; a las empresas, convertirse en generadoras de riqueza y no sólo exportadoras de talento; a los académicos, generar nuevos conocimientos y más cercanos a las necesidades internacionales; a la administración pública, una eficaz operación; y a la industria, en general, ser una proveedora de recursos de alto desempeño y generadora de riqueza para el bienestar de toda la comunidad armenia.

Las posibilidades de este modelo de crecimiento son enormes para países en vías de desarrollo. Principalmente, es prometedor en aquellos en los que existen potenciales interesantes, como emprendedores de pequeñas empresas que estén desarrollando nuevas ideas, empresas que ofrezcan servicios sofisticados y de gran valor diferencial, empresas que estén exportando talento a países industrializados, empresas que hagan algún tipo de outsourcing.

No obstante, donde se ha observado un mayor éxito, como es el caso de Armenia, es donde hay una tradición científica o tecnológica bien definida, un talento casi nato que es su core competence, para los que hay que elaborar un buen business case, diseñado para encontrar fondos que lo apalanquen y lo lancen como PyMEs con la posibilidad de integrarse y formar clusters de gran potencial y con posicionamientos de clase mundial.

Este Plan se está aplicando en Armenia y las intenciones del equipo son adaptarlo y replicarlo en otros países en los que se encuentran condiciones similares a los factores claves anteriormente presentados, pero que necesitan identificarse, apalancarse y ejecutarse, para lograr industrias exitosas y de gran impacto para el crecimiento de los países.

Referencias

Armenia IT Master Strategy Inception Report. April 2001. Reporte preparado por el equipo de IC2: Sid Burback, Bob Hodgson, Carlos Scheel, David Gibson, Darrell Owen. Patrocinado mediante fondos del Banco Mundial y de USAID.

Armenian Software Industry. Educational Strategy Report. March 2001. Reporte preparado por Carlos Scheel, y el equipo de IC2 y del Banco Mundial en Yerevan, Armenia. Armenia Software Industry Behavior Strategy Report. March 2001. Reporte preparado por Carlos Scheel y el equipo de Enertec.


Carlos Scheel obtuvo el Doctorado con especialidad en Ingeniería Eléctrica y Sistemas de la Universidad de Houston, Estados Unidos, en 1981. Es director de los Programas de Posgrado de la División de Electrónica, Computación, Información y Comunicaciones.
Correo electrónico: cscheel@campus.mty.itesm.mx